Si tiene un negocio o piensa tenerlo para establecerlo en la web debe considerar como aspecto importante el servicio de hosting, puesto que es el medio por el cual podrán visualizarlo otros usuarios y conocerlo, por lo que ante algún problema que se presente podría fácilmente perder clientes. Es por eso que es aconsejable tomar un poco de tiempo para pensar y elegir correctamente a la empresa de hosting que le brindará el plan de hosting que usted necesita.

Existen tres tipos de alojamiento web o hosting, cada cual posee sus beneficios y desventajas por lo que antes debería saber exactamente qué es lo que busca en un servidor y cuánta es la cantidad de recursos que necesitará para que la dinámica no se vea obstaculizada. El primero, el hosting compartido, es cuando su web se encuentra alojada en un servidor que se comparte con otros usuarios además de usted y, por ende, con múltiples páginas web, los recursos también se comparten estableciéndose límites para no comprometer la estabilidad de las webs. Esta característica es la implica un costo menor por lo que las empresas de hosting lo venden a precios bastante bajos. Este tipo de hosting es válido para empresas pymes, negocios que recién están surgiendo o que están probando la rentabilidad en la red, por lo que no necesitan de demasiados recursos ya que además no disponen de un gran presupuesto.

Por otro lado, se encuentra el hosting virtual y el hosting dedicado, que como característica principal es que ambos individualizan al usuario, teniendo este control sobre todos los recursos de un solo servidor, adecuándolo a sus exigencias virtuales. No se comparte con nadie, pero lo que si es que un mismo usuario puede llegar a tener múltiples páginas web en él. Estos tipos de hosting están principalmente dirigidos a grandes empresas que requieren mayores recursos y disponen de mayor presupuesto para invertir. Además está incluido el nivel calidad y la personalización del servidor a sus necesidades como empresa.

La cantidad de recursos cambia con cada empresa, pero lo que debe tener en cuenta principalmente antes de elegir cualquier tipo de hosting y plan es que se ajuste a los objetivos de su negocio, para que no termine adquiriendo un plan de hosting con demasiados recursos que al final nunca usará y por el cual le cobrarán una mayor cantidad de dinero.

Anuncios